Familia y Pareja

Todas las parejas y familias tienen problemas, esto es normal. El problema viene cuando la forma de resolver los conflictos, la comunicación o la convivencia diaria suponen un costo emocional que puede llegar a ocasionar un malestar muy grande que incluso puede derivar en un problema clínico más grave (depresión, ansiedad, adicción,…) en estos casos es conveniente buscar ayuda profesional.

 

La forma de llegar a tener una relación saludable y satisfactoria es aprendiendo a manejar determinadas habilidades. Las más destacadas son: habilidades de comunicación, resolución de problemas, toma de decisiones, búsqueda de espacios personales y espacios en común, negociación, etc.

El psicólogo también puede ayudar en otras áreas…

  • Problemas de dinámica familiar
  • Dependencia emocional
  • Agresividad
  • Celos, desconfianza
  • Infidelidad
  • Ruptura
  • Problemas de adaptación a los cambios del ciclo vital

 

 

Share This